Archivo de Enero, 2009 Página 9 de 9



La reparación de 32 calles dará empleo a 180 personas

barrios-altosLas obras de reparación y mejora de 32 calles ubicadas en los barrios altos, que se desarrollarán entre este año y el próximo, beneficiarán a una población de 11.000 ciudadanos residente en esta zona y darán empleo a 180 personas. Continuar leyendo ‘La reparación de 32 calles dará empleo a 180 personas’

La noche más mágica del año

melchorUnas mil personas han participado hoy como figurantes en la tradicional cabalgata de Reyes Magos en la que Melchor, Gaspar y Baltasar han repartido 5.000 caramelos y centenares de regalos entre los niños asistentes. Continuar leyendo ‘La noche más mágica del año’

En Doña Inés festejan con los tradicionales carburos

carburosEn la pedanía lorquina de Doña Inés, cada Navidad los vecinos llevan a cabo una celebración de las fiestas muy especial que tiene mucha tradición. Continuar leyendo ‘En Doña Inés festejan con los tradicionales carburos’

Gracias, por darme la vida…

Un retraso en el ciclo menstruar de la mujer. ¿Comienza la duda? .Con ello una visita a la farmacia, a comprar un test de embarazo. En silencio, se hace la prueba, no desea compartir estos minutos interminables de nervios, emoción. Sólo piensa, ¿será positivo o negativo?. Va con miedo a ver el resultado; lo mira con prudencia, la cara se le ilumina, salta, grita a su pareja, al padre. Al verla nerviosa, pregunta:

- ¿Qué pasa?
- ¡Vamos a ser padres
- ¿Estás segura?

- Míralo tú, ¿no ves? ¡Es positivo, positivo!
Él se alegra, pero siente pánico ante este acontecimiento; la besa, le dice: – No te muevas, no saltes, siéntate, tranquilízate….Cree que el embarazo es una enfermedad, no sabe que ha comenzado un proceso maravilloso para la mujer, llevar y desarrollar en sus entrañas a su hijo.

Se cogen de las manos, se dicen que se quieren, se preguntan: – ¿seremos buenos padres? ¿Sabremos criarlo, cuidarlo? ¿No lo mimaremos, verdad?

El padre actualmente se implica en el embarazo, pero la gran protagonista es la madre, traer un hijo al mundo, es inexplicable, glorioso, sentir una vida nueva dentro de ella. Es una experiencia mágica; notar los cambios físicos y hormonales que siente. La espera de un hijo son nueve meses llenos de sorpresas.

Se inician las visitas al ginecólogo, a confirmar la noticia. Van llenos de temor y alegría. Ven a su bebe, en la primera ecografía. Es una pequeña sombra, el médico confirma que ese es su hijo. La emoción llega al oír los latidos de su corazoncito. Se miran con exaltación, los ojos de la madre están brillosos con lágrimas, ella está más sensible. A esta revisión seguirán las rutinas visitas, cada vez irán viendo a su bebe más formado; en la próxima distinguirán la cabeza del cuerpo percibirán sus extremidades. Ellos, los padres, consultan: – ¿es niño o niña? .El médico afirma: – Es pronto para saberlo, pero todo va bien. En todas estás visitas, se llevan las ecografías de su hijo en 3D, a quien enseñan con orgullo y alegría a la familia y amigos.

Comenta él: – Si es niña, la llamaremos como mi madre.

-  No, nooo, contesta ella; ese nombre no me gusta para mi hija

-Pues el de tus padres no me gusta a mi…

De momento, se dan cuentan, que por primera vez están discutiendo por su hijo. Se ríen. Y dicen: “Se llamará como a nosotros nos guste, es nuestro hijo.”

La madre vive el embarazo distinto al padre, al llevar al hijo en su vientre. Su cuerpo se transforma, pierde la cintura, el pecho aumenta, se pone redondita… Vive sensaciones adorables cuando se mueve, da pataditas y a algunos se les oye gemir. ¡ Cómo se lo cuenta al padre! Y este con que mimo le acaricia el vientre, le hablan juntos, piensan en su carita, en el color de sus ojos, de su piel…. Con que ilusión preparan la habitación, la ropita, la cuna, el coche para pasearlo y enseñarlo orgullosos a sus amistades. Y no olvidemos la compra del chupete, será rosa o azul…. Esta parte es preciosa de vivir, pero no olvidemos los vómitos de mamá, las pruebas molestas, la curva, la amniocentesis, los análisis, el control de peso, los monitores y esos últimos meses de pesadez….

Al final llega el gran momento tan esperado, el parto, el nacimiento de su hijo. Los nuevos avances ayudan a tener un alumbramiento menos doloroso. El padre está acompañando, dándole seguridad y apoyo a la nueva mamá. El bebé quiere salir del vientre materno, se le ha quedado pequeño La madre está asustada, no desea pasar por este trance, pero no hay ¡¡¡ marcha atrás!!!! Coge fuerzas, respira, presiona fuerte la mano del nuevo padre, comienza el milagro más hermoso del mundo traer un hijo al mundo. Oyen su llanto, colocan al bebé encima de la madre, sucio, arrugado y pegajoso, cortan el cordón que les une; la madre no recuerda nada de lo pasado, al ver a su hijo es la mayor recompensa que ha podido recibir; para los padres es el hijo más precioso. Comienza la vida fuera del útero materno. El pequeño está asustado, todo es desconocido y nuevo para él. Piensa: “Estos son mis padres los que me han engendrado con amor y cariño, a los que oía hablar tanto de mi.”

“Mamá, gracias por traerme a este mundo y cuidarme durante el tiempo de desarrollo dentro de ti. A ti papá, gracias por poner a mama la semillita y cuidarla para que yo viniera a vuestro lado. Se que me queréis, cuidaréis y me mimaréis. Seréis los mejores padres del mundo para mí”

Lorety.



« Anterior 1 ... 7 8 9